Señales de humo: «La puta calle: Tierra de todos, tierra de ellos»

Señales de humo: La puta calle

El pasado lunes 18 de noviembre apareció otra edición de mi columna en Rockdelux.com, «Señales de humo»:

Chispas echa por la pluma un columnista de cierto periódico digital porque el Ayuntamiento de Madrid ha decidido “regularizar” a los músicos callejeros. A partir de ahora, quienes pretendan deleitar o mortificar al transeúnte de la Villa y Corte con sus tañidos deberán superar un examen previo. A dos causas achaca el artículo esa medida: el afán recaudatorio de un cabildo que ya no sabe como zurcir los agujeros de sus bolsillos y la obsesión de la derechona, en cuyas manos se encuentra ese consistorio, por controlar la calle y lo que en ella suceda. De lo primero no cabe duda, si es que se determina aplicar tasas. La labor del poder que teóricamente representa al pueblo bajo el signo que sea consiste, entre otras cosas, con o sin crisis, en aligerar de haberes el saldo del ciudadano y fiscalizar al máximo sus actividades, que por algo quienes lo detentan son más listos y saben mejor qué hacer con el producto del esfuerzo ajeno. En cuanto a lo segundo, me permitirán que discrepe sin ánimo de llevar la contraria. Los conservadores no son los únicos que gustan de monopolizar asfalto y calzadas.

Lee la columna completa en Rockdelux.com

Jaime Gonzalo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.